¿Cómo se puede mantener la integridad creativa y, al mismo tiempo, lograr un crecimiento exponencial?